En busca de la santidad

Papa Francisco: Hay que tener en cuenta que la santidad no es algo que nos proporcionamos a nosotros mismos, que obtenemos con nuestras cualidades y nuestras habilidades. La santidad es un don, es el regalo que nos hace el Señor Jesús, cuando nos lleva con Él, nos cubre de Él y nos hace como Él... La santidad es el rostro más bello de la Iglesia: es descubrirse en comunión con Dios, en la plenitud de su vida y su amor... no es la prerrogativa de unos pocos: la santidad es un don que se ofrece a todos, sin excepción, por eso es el carácter distintivo de cada cristiano.

martes, 13 de septiembre de 2016

MARCHA CONVIVENCIA FAMILIAR EN CAPILEIRA - MULHACÉN 23, 24 Y 25 DE SEPTIEMBRE DE 2016


AGOSTO SE VA MARCHANDO POCO A POCO 

Ya se otea el amanecer de un *NUEVO CURSO* 

Es el momento de hacer balance del pasado proyectando el futuro desde el momento presente vivido con toda intensidad. 

Es el momento de dejar el pasado en la inmensa Misericordia de Dios, poniendo el futuro a disposición de las sorpresas del Espíritu Santo y viviendo el momento presente en el Corazón de Cristo de la mano de María Inmaculada. 

SI SUEÑAS CON UN CURSO NUEVO DIFERENTE COMIENZA CON ALGO DISTINTO que, a la vez que cumpla tus expectativas, sea la realización del proyecto que Dios soñó para tí cuando te creó. 

Recibes con este mensaje una invitación especial a la _MARCHA - CONVIVENCIA_ que vamos a realizar los dias 23, 24 y 25 de septiembre a _CAPILEIRA_.

Apto para todas las edades con subida al Mulhacén, pico más alto de la península ibérica. 

Habrá oportunides para la oración, la convivencia, la tertulia, el compartir inquietudes y sueños, ....

La mejor manera de inaugurar un curso que promete ser apasionante

Ven y sube con nosotros

VEN CON TU FAMILIA

Más info: caminoenfamilia@gmail.com

viernes, 6 de mayo de 2016

Ejercicios Espirituales para una nueva etapa evangelizadora

EJERCICIOS ESPIRITUALES
PARA UNA
NUEVA ETAPA EVANGELIZADORA

 
En la tarde de este viernes 6 de mayo, mes dedicado especialmente a nuestra Madre María Inmaculada, se inicia una tanda de Ejercicios Espirituales para laicos dirigida por Mons. D. Rafael Zornoza Boy, obispo de Cádiz y Ceuta.

Un grupo de personas van a tener la oportunidad de vivir una profunda experiencia de Dios a la luz del Corazón de Cristo y de la mano de María Inmaculada. Pero esta experiencia de gracia trasciende lo personal y repercute de lleno en la fecundidad de las iniciativas apostólicas diocesanas para abrir una nueva etapa evangelizadora.

Porque la evangelización se realiza a través de los santos y los Ejercicios Espirituales son escuela de santidad porque en ellos se llega a conocer, amar y seguir a Jesucristo de un modo total. Esla gran oportunidad de entrar en diálogo intenso con Jesucristo, de unirnos a Él, de llenarnos de su Espíritu, de vivir de modo especial los sacramentos, … y todo ello de la mano de María que, como decía Pablo VI, es la “maestra sabia de los Ejercicios Espirituales”.

Los Ejercicios Espirituales no son unas charlas para la reflexión sobre algún tema, son una auténtica experiencia de conversión profunda del corazón para dejarse transformar de tal modo que nos haga capaces de transmitir el Amor de Dios y la Alegría del Evangelio. Por lo que dedicar unos días a realizar cada año los Ejercicios Espirituales es la mejor manera de servir a Jesucristo y a su Iglesia, es la mejor manera de alimentar nuestras pequeñas comunidades y parroquias; y es la mejor manera de hacer apostolado. La mejor preparación para la acción evangelizadora son los Ejercicios Espirituales.

Nos lo recuerda también el Papa Francisco en el número 112 de La Alegría del Evangelio: “La salvación que Dios nos ofrece es obra de su misericordia. No hay acciones humanas, por más buenas que sean, que nos hagan merecer un don tan grande. Dios, por pura gracia, nos atrae para unirnos a sí.[79] Él envía su Espíritu a nuestros corazones para hacernos sus hijos, para transformarnos y para volvernos capaces de responder con nuestra vida a ese amor. La Iglesia es enviada por Jesucristo como sacramento de la salvación ofrecida por Dios[80]. Ella, a través de sus acciones evangelizadoras, colabora como instrumento de la gracia divina que actúa incesantemente más allá de toda posible supervisión. Bien lo expresaba Benedicto XVI al abrir las reflexiones del Sínodo: «Es importante saber que la primera palabra, la iniciativa verdadera, la actividad verdadera viene de Dios y sólo si entramos en esta iniciativa divina, sólo si imploramos esta iniciativa divina, podremos también ser —con Él y en Él— evangelizadores»[81]. El principio de la primacía de la gracia debe ser un faro que alumbre permanentemente nuestras reflexiones sobre la evangelización.”

Que la Virgen María, Reina y Madre de la Familia cuide de manera especial esta tanda de Ejercicios Espirituales haciendo de ellos un nuevo Pentecostés “que abrase nuestras almas en fuego de conquista, para que rindamos ante tu trono las almas de todos nuestros compañeros y amigos."
 
 

domingo, 1 de mayo de 2016

CON FLORES A MARÍA

MES DE MAYO, CONSAGRADO A LA VIRGEN MARÍA




















Lector: Purísima e Inmaculada virgen María. Presentes ante tu trono, tus hijos. Ante tu altar, derramando con amor las flores de nuestros obsequios. Queremos contemplarte muy de cerca todos los días de este mes bendito, para que la fragancia de tus virtudes perfume nuestras vidas; para que el calor de tu mirada maternal nos aliente en nuestras luchas, nos consuele en nuestras penas, nos fortalezca de nuestros desfallecimientos. De nuevo nos consagramos a Ti. Tuyos somos, tuyos queremos ser, tuyos nuestros alientos de conquista, tuyos nuestros ímpetus de combate, tuyos nuestros anhelos de pureza inmaculada, tuyos nuestros deseos de encendido apostolado.

L. Nuestro más santo orgullo, Virgen María,
T. Tenerte a Ti por Madre.

L. Nuestra más honda alegría.
T. Cantar siempre tus glorias.

L. Nuestro más ardoroso anhelo.
T. Prender almas de joven en tu manto azul, reluciente de estrellas.

L. Al brillar el sol de oriente.
T. Abre su cáliz la flor.

L. Y ábrase el alma que siente.
T. Las miradas de tu amor.

L. Catemos, Madre, tus glorias, guiados por la Iglesia Santa en este mes de ensueño.
T. Toda hermosa eres, María.

L. Y no hay en Ti mancha de pecado.
T. Tú, gloria de Jerusalen.

L. Tú, alegría de Israel.
T. Tú, honor de nuestro pueblo.

L. Tú, abogada de los pecadores.
T. ¡Oh, María, Virgen prudentísima, Madre clementísima.

L. Intercede por nosotros al Padre, cuyo Hijo nos diste.
T. Para que la flechas de nuestras vidas apunten siempre al cielo en que Tu habitas.


L. Madre Purísima, azucenas de pureza sean nuestras vidas para Ti, , blancas como el ampo de la nieve inmaculada, incontaminadas como el ara de nuestros altares. Dios te salve María…
T. Santa María…

L. Reina y Madre de los Apóstoles, siembra en nuestros corazones semillas de cielo, que rompan alegremente en rosas de apostolado de conquista a la mayor gloria de Dios. Dios te salve, María…
T. Santa María…

L. Madre nuestra, Santa María, que un destello de luz irradiando de Nazaret, ilumine nuestras vidas. Que contemplemos en Jesús, obediente y humilde, el modelo de nuestra vida de familia. Dios te salve, María…
T. Santa María…

L. Santa Madre de Cristo trabajador, que nuestras horas de trabajo y estudio, unidas a las de Jesús en Nazaret, ofrecidas con alegría por la conquista de nuestros hermanos, atraigan las bendiciones del cielo sobre nuestra obra redentora. Dios te salvo, María…
T. Santa María…

L. Reina y Madre de (nuestra familia, parroquia, movimiento, etc.), que el Espíritu Santo, con la plenitud de sus dones, descienda sobre nuestros corazones en el mes más bello del año, en el Pentecostés solemne, que abrase nuestras almas en fuego de conquista, para que rindamos ante tu trono las almas de todos nuestros compañeros y amigos. Dios te salve, María…
T. Santa María…

L. En este mes de las flores, alas te pido, Madre.
T. Alas para volar.

L. Alto, muy alto.
T. sin descansar.

L. No me dejes plegar.
T. Las alas que Tu me diste.

L. Hasta que llegue a esa tu luz.
T. Donde las sombras terminan.

L. Donde estás Tu.
T. Alas te pido, Madre.

L. Alas cargadas de almas.
T. Que vuelan también a Ti.

L. Almas, Madre, de mirada clara y profunda, que fija la vista en la altura, puedan cantar con nosotros.
T. no he nacido para el suelo, que es morada de dolor; yo he nacido para el cielo, yo he nacido para Dios.

L. Almas que serán perlas para engastar en tu corona de Madre, de Virgen, de Reina.
T. De Madre la más tierna, de Virgen la más pura, de Reina la más misericordiosa.

L. Almas que unidas con nosotros en eternidad de eternidades te contemplen para siempre a la mayor gloria de Dios.
T. Amén.

sábado, 30 de enero de 2016

DOMINIQUE REY, obispo de Fréjus-Toulon (Francia) - 20 y 21 de febrero - colegio de los Salesianos de CÁDIZ



DOMINIQUE REY, obispo de Fréjus-Toulon (Francia) estará presente en nuestra Diócesis de Cádiz y Ceuta. Participará en las Jornadas de Renovación Pastoral que el obispado ha programado para los días 20 y 21 de febrero. Se celebrará en el colegio de los SALESIANOS de CÁDIZ. 

Una ocasión única de volvernos a ver y compartir ilusiones e inquietudes.
Tenemos que aprovechar estas oportunidades para darle otro empujón a nuestros deseos de apostolado, a nuestro camino de conversión personal y familiar.

Una ocasión para intensificar el ardor de nuestros grupos, comunidades y movimientos. 

Y, sobretodo una revalorización de las parroquias como auténticos centros para la nueva evangelización. 


Reserva ya la fecha, no te lo pierdas¡¡¡




Inscripciones Jornadas de Renovación Pastoral 20 y 21 de febrero






JORNADAS DE RENOVACIÓN PASTORAL
  • Sábado 20 de febrero:
Ponencia: Bautismo y Compromiso Apostólico
Talleres
Reunión con sacerdotes
Almuerzo
Ponencia: Parroquia para Evangelizar
Eucaristía
  • Domingo 21 de febrero:
Ponencia: Una Iglesia en salida
Diálogos con Mons. Dominique Rey
Clausura por Mons. Rafael Zornoza
Eucaristía
INSCRIPCIONES:
Para inscribirse en las jornadas es necesario rellenar el formulario (PINCHANDO AQUÍ) o llamar al teléfono 655 607 811.
Además, es imprescindible ingresar 12 euros en la cuenta ES65 0182 1600 20 0208001754 indicando como concepto "JPASTORAL APELLIDOS" (Ej. JPASTORAL García Fernández)
Para más información secretariapastoral@obispadocadizyceuta.es


- See more at: http://www.obispadodecadizyceuta.org/noticia/inscripciones-jornadas-renovacion-pastoral#sthash.OIOAP0wM.dpuf

jueves, 14 de enero de 2016

PEREGRINACIÓN FAMILIAR AL SANTUARIO DE NUESTRA SEÑORA DE LOS SANTOS

PREGRINACIÓN FAMILIAR AL SANTUARIO DE LA VIRGEN DE LOS SANTOS - sábado 23 de enero




PROGRAMA

PEREGRINACIÓN FAMILIAR AL
SANTUARIO DE NUESTRA SEÑORA DE LOS SANTOS

Sábado, 23 de enero

10:00 h. Punto de encuentro: Venta Cruce de los Santos, en la salida de la Autovía hacia el Santuario

10:30 h. Inicio de la marcha hacia el Santuario. Son dos kilómetros.

12:00 h. Ángelus en el Santuario y breve catequesis sobre la Misericordia

13:00 h. Eucaristía

14:00 h. Almuerzo con lo que cada uno lleve, bocatas, bebidas….

15:30 h. en la sobremesa propuesta de Camino de Santiago

Tiempo para juegos y convivencia.

Terminamos en el Santuario encomendando a la Virgen nuestras familias, nuestros proyectos y el año de la Misericordia. Rezando o cantando la Salve.

MÁS INFORMACIÓN:
http://caminoenfamiliacyc.blogspot.com.es/2015/12/pregrinacion-familiar-al-santuario-de.html


lunes, 21 de diciembre de 2015

FELIZ NAVIDAD


Queridos amigos



Con la esperanza en su pronta llegada os deseamos una Feliz Navidad. Que este acontecimiento que cambió la historia del mundo haga también su obra en vosotros y en vuestras familias. Celebremos con alegría la presencia de Dios en nuestra vida y compartámosla.


Una gran oportunidad para compartirlo es participar el próximo domingo 27 de diciembre a las 12:00 en la Eucaristía del Jubileo de las familias en la Catedral de Cádiz a la que nos convoca nuestro Obispo D. Rafael Zornoza. Los matrimonios presentes renovarán los votos conyugales, y se impartirá una bendición especial a las familias que también podrán alcanzar –en las condiciones ya conocidas- la gracia jubilar.

Y también Feliz año nuevo 2016 que nos abre grandes posibilidades de profundización en la fe tanto a nivel personal, familiar como comunitario. El Jubileo de la Misericordia nos ofrece  “grandes razones para alegrarnos: Por Él y por su misericordia hecha vida en nosotros Dios quiere acercarse al mundo y consolar a todos porque « Dios es amor »” (Mons. Zornoza). En la web especial que el obispado de Cádiz y Ceuta ha abierto  podemos encontrar recursos para la reflexión y oración tanto personal como en grupo: http://jubileocadizyceuta.com/

Estamos seguros que este nuevo año será ocasión para volver a coincidir en el camino de la vida haciendo de esta “Familia de Familias” unas familias que comparten el camino y se ayudan mutuamente.

La próxima actividad que os proponemos es una peregrinación al Santuario de Nuestra Señora de los Santos (Templo Jubilar) el sábado 23 de enero de 2016. Dejémonos sorprender por la acción del Espíritu Santo y sigamos sus indicaciones, pongámonos queridas familias en camino.


Un fuerte abrazo. 

sábado, 5 de diciembre de 2015

Cómo logré que muchos católicos abandonaran su amada Iglesia Expastor evangélico cuenta su experiencia y cómo al fin regresó a la "antigua Iglesia de mis antepasados"

Cómo logré que muchos católicos abandonaran su amada Iglesia


Expastor evangélico cuenta su experiencia y cómo al fin regresó a la "antigua Iglesia de mis antepasados"


Fui protestante durante veinte años antes de convertirme al catolicismo. Hice que muchas personas abandonaran la Iglesia Católica. Mi fórmula para lograr que los católicos dejaran la Iglesia en general estaba conformada por tres pasos.
Paso 1: Lograr que los católicos tengan una experiencia de conversión en un entorno protestante.
Muchas iglesias fundamentalistas, evangélicas y carismáticas tienen programas dinámicos para los jóvenes, intensos oficios religiosos todos los miércoles y domingos por la tarde y simpáticos pequeños grupos de estudios bíblicos. Además, patrocinan cruzadas, seminarios y conciertos especiales. Los católicos, invitados por un amigo protestante, pueden asistir a uno o más de estos eventos sin dejar de participar de las Misas de los domingos en su parroquia local.
La mayoría de los oficios protestantes proclama una simple doctrina: arrepiéntanse de sus pecados y sigan a Cristo en la fe. Además, hacen hincapié en la importancia de una relación personal con Jesús y en la recompensa de una vida eterna. La mayoría de los católicos que asisten a estos oficios no está acostumbrada a escuchar semejantes desafíos directos de abandonar el pecado y seguir a Cristo. En consecuencia, muchos católicos experimentan una genuina conversión.
Vale decir que deberíamos elogiar a los protestantes por el fervor que ponen para promover las conversiones.
Los líderes católicos deben multiplicar las oportunidades para que la gente se convierta en un entorno católico.
La razón es sencilla: aproximadamente cinco de cada diez personas adoptan las creencias de la confesión en la que experimentaron su conversión. Este porcentaje es incluso mayor para los que tienen conversiones profundas o experiencias carismáticas gracias a los protestantes. (Créanme que lo sé muy bien; me gradué en un colegio de la Asamblea de Dios y fui ministro de la juventud en dos iglesias carismáticas).
Los pastores, evangélicos, líderes de juventud y ministros laicos protestantes son plenamente conscientes de que las experiencias de conversión en entornos protestantes suelen provocar la adhesión a la fe y a la iglesia protestante.
Preguntas importantes:
¿Por qué hay tantos líderes católicos que no se percatan de esto?
¿Por qué son tan indiferentes a un proceso que se ha llevado a cientos de miles de católicos de la Iglesia?
Paso 2: “Darle a la conversión una interpretación protestante.”
La conversión genuina es una de las experiencias más preciosas de la vida, equiparable al matrimonio o al nacimiento de un hijo. La conversión despierta una profunda hambre de Dios. Los ministros protestantes efectivos capacitan a sus trabajadores para que den seguimiento a este vivo deseo espiritual.
Antes de una cruzada en un estadio, les daba a los trabajadores de seguimiento un curso de capacitación de seis semanas. Les mostraba cómo presentar una interpretación protestante de la experiencia de la conversión haciendo uso selectivo de los versículos de la biblia.
La cita elegida era, por supuesto, Juan 3,3, el versículo sobre “nacer de nuevo”: “Jesús le respondió: Te aseguro que el que no nace de nuevo no puede ver el reino de Dios”.
Utilizaba la técnica “touch and go” (toca y sigue) similar a la que se utiliza en el entrenamiento de pilotos para aterrizajes y despegues. Tocábamos brevemente Juan 3,3 para demostrar que era necesario nacer de nuevo para alcanzar la vida eterna. Luego describía la conversión en términos de nacer de nuevo. Hacíamos un rápido despegue antes de leer Juan 3,5 que hace hincapié en la necesidad de nacer del agua y del Espíritu.
Nunca les decía que durante 20 siglos las Iglesias ortodoxas y católicas, haciéndose eco de la enseñanza unánime de los padres de la Iglesia, ¡entendían que este pasaje se refería al sacramento del bautismo!
Y obviamente nunca traía a colación la cita de Tito 3,5 (“Nos ha salvado… mediante el bautismo regenerador y la renovación del Espíritu Santo”) como referencia paralela a Juan 3, 5.
Según mi experiencia como protestante, todos los católicos que tuvieron una conversión en un entorno protestante carecían de una sólida comprensión de su fe católica.
En veinte años de ministerio protestante, nunca conocí a un católico que supiese que Juan 3, 3-8 describe el sacramento del bautismo. No fue muy difícil convencerlos de que ignoraran los sacramentos y al mismo tiempo a la Iglesia que hacía hincapié en los mismos.
El libro de Proverbios dice:
“Parece justo el primero que pelea; mas llega su contendiente y lo pone al descubierto” (18,17).
Los católicos que no cuentan con una base bíblica para sus creencias nunca llegan a escuchar el resto de la historia. Mi uso selectivo de las escrituras hacía que la perspectiva protestante pareciera a todas luces segura. Con el transcurso del tiempo, este enfoque unilateral de las escrituras hizo que los católicos rechazaran su fe católica.
Paso 3: “Acusar a la Iglesia Católica de negar la salvación por la gracia.”
Los católicos muchas veces consideran que los protestantes que hacen proselitismo son intolerantes, cerrados o que están llenos de prejuicios. Esto es injusto e impreciso; una caridad profunda vigoriza su fervor equivocado.
Hubo una sola razón por la que hice que los católicos dejaran su Iglesia: pensaba que iban camino al infierno. Creía, por error, que la Iglesia Católica negaba que la salvación fuera por la gracia; sabía que cualquiera que creyera esto no se ganaría el Cielo. Trabajé sin parar hasta convertirlos movido por el amor a sus almas inmortales.
Utilicé Efesios 2,8-9 para convencer a los católicos de que era imprescindible que abandonaran la Iglesia:
“Pues habéis sido salvados por la gracia mediante la fe; y esto no viene de vosotros, sino que es un don de Dios; tampoco viene de las obras, para que nadie se gloríe.”
Primero decía “la Biblia indica que la salvación es por la gracia y no por las obras. ¿Correcto?” La respuesta siempre era sí.
Luego les decía “la Iglesia Católica enseña que la salvación es por las obras. ¿Correcto?” (Nunca conocí a un católico que no dijera que sí. Absolutamente todos los católicos que conocí durante mis veinte años de ministerio confirmaron mi error de que el catolicismo enseñaba que la salvación era por las obras y no por la gracia).
Finalmente, les decía que “la Iglesia Católica está llevando a sus fieles al infierno cuando niegan que la salvación es por la gracia. Será mejor que formen parte de una iglesia que enseñe cual es el verdadero camino al cielo”.
Como además hacía una reseña veloz del libro de Efesios, muy pocas veces cité el versículo 10 que dice
“En efecto, hechura suya somos: creados en Cristo Jesús, en orden a las buenas obras que de antemano dispuso Dios que practicáramos”.
Presten mucha atención a los evangélicos que predican en estadios, en la televisión y en la radio. Nueve de diez veces hacen hincapié en Efesios 2,8-9, pero NUNCA mencionan el versículo 10.
No somos esclavos que se esfuerzan vanamente por ganar la salvación haciendo “obras de la ley” (Ef. 2, 8-9). Así, como hijos de Dios, estamos inspirados y fortalecidos por el Espíritu Santo para hacer “obras buenas” mientras cooperamos con nuestro Padre del Cielo para extender el reino de Dios (Ef. 2,10)
El catolicismo enseña y cree en el mensaje completo de Efesios 2, 8-10, sin equívocos ni abreviando la verdad.
Durante veinte siglos la Iglesia Católica enseñó fielmente que la salvación es por la gracia.
Pedro, el primer Papa, dijo
“Nosotros creemos más bien que nos salvamos por la gracia del Señor Jesús” (Hch 15, 11).
El Catecismo de la Iglesia Católica, completamente refrendado por el Papa Juan Pablo II, dice, “Nuestra justificación es obra de la gracia de Dios” (número 1996).
El protestantismo comenzó cuando Martín Lutero declaró que somos justificados (considerados rectos) sólo por la fe. Cuando trataba de que los católicos abandonaran la Iglesia, no me daba cuenta de que Martín Lutero agregó la palabra “sólo” a su traducción de Romanos 3,28 a los efectos de probar su doctrina. (La palabra “sólo” no se encuentra en ninguna traducción protestante contemporánea al inglés del versículo Romanos 3, 28).
No me di cuenta de que el único lugar en la biblia en que se hace mención a “fe solamente” en el contexto de la salvación es en Santiago 2,24, en el que la idea de la fe solamente se refuta explícitamente:
“Ya veis cómo el hombre es justificado por las obras y no por la fe solamente”.
Este versículo era perturbador, pero lo ignoré o lo tergiversé para que significara otra cosa que lo que el versículo y su contexto enseñaban claramente.
¿Los católicos deben participar en eventos protestantes?
No tengo inconveniente de que los católicos participen en eventos orientados al protestantismo y actividades ecuménicas valiosas siempre que:
Tengan una sólida comprensión de su fe católica.
Conozcan su fe lo suficientemente bien como para manifestársela a un no católico a través de las escrituras y los padres de la Iglesia.
Tengan la madurez suficiente para darse cuenta de que la presencia más profunda de Cristo no se encuentra necesariamente en un ambiente con demasiado ruido y gran emoción, sino que en momentos tranquilos como en la adoración a la Eucaristía (ver 1 R 19, 11-12).
Desafortunadamente, la mayoría de los hombres y mujeres católicos nacidos después de la Segunda Guerra Mundial no cumplen con dichas condiciones. Para ellos, asistir a funciones protestantes podría significar abrir una puerta que los llevará directo a un camino fuera de la Iglesia Católica.
“Hoy en día hay miles de hombres y mujeres católicos a punto de dejar la única Iglesia por la que Cristo dio la vida.”
Hace poco escuché que un grupo de hombres católicos decidió no consultar el Catecismo de la Iglesia Católica en su reducido grupo de estudio de la biblia, por considerar que las Sagradas Escrituras eran suficientes. Tres de estos hombres sostuvieron que ya no creían en la verdadera presencia de Cristo en la Eucaristía. Con mi experiencia puedo saber hacia donde se dirige este grupo: directamente a un camino que los alejará de la Iglesia Católica.
Durante las tres décadas pasadas, miles de católicos dejaron la Iglesia por las posturas protestantes.
La iglesia más grande de Estados Unidos es la Iglesia Católica; el segundo grupo más importante de cristianos en Estados Unidos es el de los ex-católicos. El movimiento de hombres católicos tiene la solemne obligación de ayudar a los hombres a descubrir las raíces bíblicas e históricas de su fe católica. Entonces, en vez de abandonar la Iglesia, se volverán instrumentos para ayudar a otros a descubrir los tesoros del catolicismo.
Recuerden que un hombre que deja la Iglesia muchas veces llevará también con él a su familia (por generaciones y generaciones). (Le llevó cuatrocientos años, 10 generaciones, a mi familia) regresar a la Iglesia después de que una generación de mis antepasados en Noruega, Inglaterra, Alemania y Escocia decidiera abandonar la Iglesia Católica.
Como una persona cuya familia hizo el camino de regreso al catolicismo, permítanme hacerles una súplica personal a los hombres católicos, especialmente a los líderes de diversos grupos de hombres católicos:
“No coloquen a católicos sin formación en un entorno protestante. Pueden ganar experiencia religiosa en el corto plazo, pero corren el riesgo a largo plazo de perder la fe. Sería sumamente irresponsable exponerlos al protestantismo antes de exponerlos completamente al catolicismo.”
En el funeral de mi padre, veintinueve años atrás, canté, lleno de lágrimas, su himno favorito, “Faith of Our Fathers” (La fe de nuestros padres). Ni mi padre, el hijo de un ministro, ni yo caímos en la cuenta de que la verdadera fe de nuestros antepasados fue el catolicismo romano.
Todos los días agradezco a Dios que me haya hecho regresar a la antigua Iglesia de mis antepasados. Todos los años que Dios me permita pasar en este mundo continuaré proclamando tanto a mis hermanos protestantes como a los católicos incipientes la gloriosa fe de nuestros padres.
¡Paz y bien hermanos!
Steve Wood

¿Quién es Steve Wood?: Ex-director de un Instituto Bíblico en la Florida, Ex-pastor evangélico de una Iglesia interdenominacional. Estuvo sirviendo también en Costa Mesa en la Iglesia evangélica “El Calvario” mientras hacía sus estudios en un Instituto de la iglesia Asambleas de Dios. Trabajó en proyectos de evangelismo juvenil; fue lider de ministerios evangélicos en la prisión; organizó un Instituto de estudios bíblicos para adultos. Después hizo estudios de post-grado en el famoso seminario evangélico de teología Gordon-Conwell en Massachusetts.
Entre otras cosas en su testimonio de conversión Steve dice: “Entre mas estudiaba los primeros siglos de cómo era la Iglesia primitiva mas me daba cuenta que se parecía a la Iglesia Católica. Estudie mas a los “primeros padres de la Iglesia” y escudriñe mas la Biblia. Mas confusión había en mi. Para empeorar la situación, me entere de que dos de mis compañeros más inteligentes y más anti-católicos del seminario evangélico también estaban pensando en hacerse católicos. Un día cuando estaba predicando”, continua Steve diciendo, “yo sentí que el Señor me decía: “Ahora o nunca”. Si en medio de todos yo daba un paso de fe y reconocía la verdad yo iba a perderlo todo. Perdería mi trabajo como pastor, no podría sostener a mi familia, era mi carrera y era mi llamado. Yo había invertido 20 años preparándome para ser un ministro protestante y Dios me decía: ¡Hazlo, ahora!… y lo hice.”
“Pedí disculpas a mi congregación reunida. Los “ancianos” líderes me siguieron. Yo les dije que ya no podía seguir engañándome a mí mismo. Mi peregrinar hacia la Iglesia que Cristo fundó: La Católica, ya había iniciado. Luego: Oré más, estudié más, conocí la plenitud y llegué. La plenitud de una relación personal con Cristo está en tener una relación personal también con el cuerpo de Cristo: Su Iglesia (1 Cor 12) la Católica…” Steve Wood

Catholiceducation.org | del artículo “How I led Catholics Out of the Church.”
St. Joseph’s Covenant Newsletter 4 no. 2 (March/April 1998)
Artículo originalmente publicado por pildorasdefe.net





Carta Pastoral Jubileo de la Misericordia de Mons. D. Rafael Zornoza Boy, obispo de Cádiz y Ceuta





“Muéstranos Señor Tu 



Misericordia”

MI CARTA PASTORAL PARA EL JUBILEO DE LA MISERICORDIA
papa_francisco_rafael_zornoza_web_08_03_14Queridos diocesanos:
Me dirijo a vosotros ahora, a punto de comenzar la celebración del Jubileo extraordinario de la Misericordia al que nos convoca el Papa, para invitaros a vivirlo con entusiasmo y gran participación. Con la convocatoria del Jubileo el Papa nos invita a adentrarnos en el misterio de Dios para progresar en el camino de la conversión y para descubrir el verdadero sentido de nuestra misión en el mundo. Además, contemplar el amor de Dios es fuente de alegría, de serenidad y de paz. “Hay momentos en los que de un modo mucho más intenso estamos llamados a tener la mirada fija en la misericordia para poder ser también nosotros mismos signo eficaz del obrar del Padre. Por esto he anunciado un Jubileo Extraordinario de la Misericordia como tiempo propicio para la Iglesia, para que haga más fuerte y eficaz el testimonio de los creyentes” (Misericordiae Vultus, n. 3).
Os dejo este enlace para descargar más… Carta Pastoral Jubileo de la Misericordia

¿QUIERES FORMAR UN GRUPO DE MATRIMONIOS EN TU PARROQUIA

VENI CREATOR

FIRMES EN LA FE (Himno oficial JMJ Madrid 2011)

UN SEGLAR DESCUBRE LA ORACIÓN (Abelardo de Armas Añón)

Abelardo de Armas. Un seglar descubre la oración from Cruzados de Santa María on Vimeo.

Fuente: http://abelardodearmas.blogspot.com/